Una vez conocemos la normativa que regula el módulo de Proyecto, que hemos empezado a manejarnos con los diferentes documentos que se generan y que hemos visto la forma de trabajar por proyectos; debemos definir una serie de criterios mínimos para presentar los trabajos, tanto de forma escrita como oral.

En esta última parte se presentan dos guías a modo de ejemplo para establecer unos criterios comunes. Mientras la primera de ellas responde a una recopilación personal de información a cerca de cómo elaborar un trabajo escrito y cómo presentarlo en público; la segunda de las guías es un artículo orientado, en parte, a la exposición de proyectos universitarios pero que recoge una serie de consejos muy útiles para el alumnado.

Ambos documentos pueden descargarse a través de los enlaces que hay al final de la página o simplemente ser visualizados a través de la aplicación Calaméo:











Guía de presentación de trabajos
Pautas para defensas de proyectos